Rolando Astarita [Blog]

Marxismo & Economía

Las secuelas del nacionalismo en la ex Yugoslavia

with 38 comments

En varias notas del blog he planteado que exacerbar las pasiones y las rivalidades nacionales no tiene absolutamente nada de progresista, ni de izquierda. Lo he afirmado en oposición a los que piensan que agitando el nacionalismo –incluso inventando relaciones “coloniales” o de “explotación nacional”- pueden desatar una revolución que desemboque, más o menos espontáneamente, en el socialismo. Sostengo también que la formación de una multitud de pequeños Estados nacionales, divididos por el particularismo y la exacerbación nacionalista, puede tener resultados negativos para los trabajadores.

En este respecto, el caso de Yugoslavia es ilustrativo. Tengamos presente que ya en los 1980 se manifestaban en ese país fuertes tensiones étnicas y nacionalistas, en el marco de una economía en deterioro. Con la caída de la URSS el proceso se aceleró. En 1991 Eslovenia y Croacia se independizaron. Y en 1992 Bosnia-Herzegovina y Macedonia también declararon la independencia. El presidente serbio Milosevic trató de impedirlo, y dio comienzo una guerra que se prolongaría hasta 1995. La guerra volvió a estallar en Kosovo, en 1999. A lo largo de esos años hubo desplazamientos forzosos, que afectaron a un millón de personas; violaciones masivas de mujeres; y alrededor de 250.000 muertos. Por supuesto, no hubo ni por asomo algo que se asemejara a una revolución socialista.

Pero además, las secuelas de las guerras nacionales se prolongan hasta el presente. Dejando de lado el aspecto económico del asunto –no hubo un particular desarrollo de las fuerzas productivas debido a la formación de seis Estados nacionales independientes- desde el punto de vista de la unidad de la clase obrera por encima de las nuevas fronteras nacionales, no se ha mejorado un milímetro. A fin de brindar elementos para el análisis de esta última cuestión, en lo que sigue resumo y transcribo pasajes de un texto, que me parece muy ilustrativo, de Ermac Osmic, “La morfología del nacionalismo en los países de la ex Yugoslavia”, del 21/11/16  (http://www.globalethicsnetwork.org/profiles/blogs/the-morphology-of-nationalism-in-former-yugoslavian-countries).

Osmic comienza recordando que a partir del fin de la Segunda Guerra Mundial se formó la República Federal Socialista de Yugoslavia, la cual reunió seis repúblicas autónomas, Croacia, Eslovenia, Serbia, Bosnia-Herzegovina, Macedonia y Montenegro. El Partido Comunista, dirigido por Josip Tito, las mantenía unidas, y Yugoslavia era considerada una nación supra étnica. De todas formas, las identidades étnicas y nacionales buscaban validarse bajo ese sistema, a través de protestas, manifestaciones e incluso el involucramiento en la actividad política. El régimen respondía con represión. Dice Osmic: “Por debajo  de la superficie las identidades étnicas tradicionales estaban muy activas todavía, manteniendo vivas la noción de su afiliación nacional “real”, lo que culminó en las guerras de Yugoslavia de los 1990”.

En los 1990 Yugoslavia dejó de existir y las antiguas repúblicas autónomas se convirtieron en Estados independientes (más el status especial de Kosovo). Sin embargo, dice Osmic, al día de hoy muchas personas, incluidos jóvenes, todavía se refieren a sí mismas como yugoslavos. “Para ellos el nacionalismo es la causa del baño de sangre durante los noventa, así como del mecanismo político que mantiene a políticos corruptos en todas las ex repúblicas en el poder”.

Agrega: “La difusión del miedo étnico es la piedra basal de casi todos los partidos políticos que ocupan lugares en las ramas ejecutiva, legislativa y judicial de los seis países. Se trata del aparato más regresivo que quedó después de la guerra, el cual sirve para mantener el status quo vivo y en buen estado”.

“Yo soy de Bosnia-Herzegovina donde hay un dicho que reza: “Está todo bien en tanto no haya disparos”. Este dicho sintetiza de una forma devastadoramente precisa el estado de pensamiento en que viven muchos de mis conciudadanos. Vivimos bajo el constante temor de que “los otros” están ahí para agarrarnos; y que la única forma de defendernos es a través de la unidad étnica. Muchos partidos progresistas han hecho lo posible para que superemos el miedo de romper el status quo; de todas maneras, las memorias de ciudades destrozadas, genocidio, miembros de familia perdidos, miedo, terror y devastación son todavía muy fuertes para simplemente borrarlos o incluso pasarlos por alto”.

“Las personas anhelan el cambio, pero el aferrarse al nacionalismo es la única cosa que para ellos les garantiza “el lujo” de no ser asesinados “por el otro lado”. Lo que una vez fue el catalizador de la guerra es ahora la única cosa que la previene. Al menos, eso es lo que la gente cree. (…) Los que tomaron el poder durante la guerra todavía están en el poder. (…) Los que están en el poder, lo mantienen, y cualquier tipo de levantamiento de la gente para protestar contra esta corrupción sistemática es tan reminiscente de la guerra (cuya posibilidad está siempre pendiente sobre nuestras cabezas) que se ha convertido incluso en fútil pensar en ello. El nacionalismo es el ancla que nos mantiene a salvo y nos protege de la guerra, pero al mismo tiempo nos impide avanzar”.

“Yugoslavia suprimió el nacionalismo negando a la gente la posibilidad de honrar sus tradiciones, culturas y herencias en la manera en que estaban acostumbradas a hacerlo. Los que desafiaban esas prohibiciones eran enviados a los campos de trabajo forzado, o simplemente encarcelados. (…) Después de la muerte de Tito, en 1980, los nacionalistas finalmente vieron su oportunidad de liberarse de los grilletes del régimen. Creció su popularidad, algo que no le gustó a los herederos de Tito”. Señala luego cómo los dirigentes de la Liga Comunista de Yugoslavia, dirigida principalmente por serbios, consideraron que los referéndums por medio de los cuales las ex repúblicas se independizaron de la ex Yugoslavia  eran una suerte de golpes de Estado. “La guerra estalló, primero en Croacia, luego en Bosnia-Herzegovina. Hacia 2006, las seis repúblicas que habían formado Yugoslavia se habían convertido en Estados soberanos”.

“Sin embargo, debido a las largas décadas de cohabitación de las diferentes etnicidades en lo que ahora se conoce como Yugoslavia, era imposible una nación homogénea en cada uno de los nuevos Estados, como la habían imaginado los nacionalistas. Simplemente, no era posible. Esto era especialmente cierto en Bosnia-Herzegovina, en la cual las tres mayores etnias, bosnios, croatas y serbios han estado viviendo juntas por siglos”. Recuerda luego que Bosnia se dividió en tres grandes grupos étnicos, llamados “pueblos constituyentes”, cada uno con una parte del poder garantizado. Escribe: “Para los políticos, hasta el día de hoy, esto significa el fomento de la idea del pensamiento tribal y el uso de la antes mencionada difusión del miedo como un medio para permanecer en el poder”.

“El nacionalismo, que alguna vez fue una noción oprimida de pertenencia cultural y étnica en Yugoslavia, se ha convertido en el opresor en el presente en Bosnia-Herzegovina, manteniendo de rehén al pensamiento progresivo y reasegurando a los que están en el poder que permanecerán en el poder en tanto siga intacto el terror de la gente a la guerra”.

Son las consecuencias, en carne viva, de la exacerbación nacionalista. Mayor división de la clase trabajadora, mayor sujeción a “sus” burguesías y a “sus” Estados nacionales, inacción, desmoralización y desorientación. ¿Qué tiene todo esto de progresista?

Descargar el documento: [varios formatos siguiendo el link, opción Archivo/Descargar Como:
Las secuelas del nacionalismo en la ex Yugoslavia

Written by rolandoastarita

10/10/2017 a 09:45

Publicado en General

Tagged with ,

38 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Esa dramática independencia de Eslovenia (hoy integrante de la Unión Europea) que no produjo a medio-largo plazo más “proteccionismo” como alguno predice con la secesión de un territorio. Sobre los conflictos, violencias, etc. que generan cualquier cambio significativo de fronteras, régimen o modo de producción. Creo que nos puede para valer para todos los casos, no para las cuestiones de las independencias. Nadie en su sano juicio puede glorificar la violencia y el sufrimiento para conseguir determinado objetivo. Los deseos no pueden confundirse con la realidad.

    Me gusta

    sheshonq10

    10/10/2017 at 09:59

  2. Estimado seshonq10: entiendo que el planteo de Rolando es criticar la violencia nacionalista porque no tiene nada de progresista para la clase trabajadora. No se trata de realizar una crítica abstracta a “la violencia”, que efectivamente existe siempre en cualquier conflicto social que adquiera dimensiones de masas. Con la misma lógica de tu argumento, se podría decir que “pobres hubo siempre y en cualquier modo de producción” y por eso no debemos criticar la pobreza capitalista. Excelente el artículo. Saludos

    Le gusta a 1 persona

    Mariana

    10/10/2017 at 11:08

  3. De momento, Mariana, la única violencia que ha habido es de parte del nacionalismo español a través de la negación del derecho a la autodeterminación que Rolando dice respetar y no cuestionar. Si estuviésemos en un marco tipo Reino Unido, este debate iría por otro derroteros, pero no es así. No puede ponerse al mismo nivel un pueblo, por ahora, indefenso frente a un Estado que reprime el ejercicio legítimo de la autodeterminación. Ninguna violencia puede defenderse como “progresista”.

    Me gusta

    sheshonq10

    10/10/2017 at 12:22

    • Estimado sheshonq10, no sé en qué parte de mi escueta intervención encontraste la caracterización de “progresista” para la violencia represiva de Rajoy. Tal como expresa Astarita en esta serie de artículos, la condena a la prohibición del referéndum y la represión es unánime, con la excepción de los nacionalistas españoles. Y en algo tenemos una diferencia importante: para mí la violencia que implican una guerra de liberación nacional (en el caso de colonias o naciones oprimidas)o una revolución socialista sí son progresistas. El marxismo no es pacifista. Saludos

      Me gusta

      Mariana

      10/10/2017 at 13:04

  4. Supongo que la desintegración de la URSS y la intervención de la OTAN sirvió para echar más leña al nacionalismo.Por cierto como estaban los trabajadores en la Yugoslavia socialista, tiene algún artículo?

    Me gusta

    luismmm

    10/10/2017 at 12:24

  5. Por otro lado, mi comentario hace referencia también a la ecuación matemática independencia = proteccionismo. No es la primera vez que la hago, pero Rolando insiste en afirmar algo que luego no demuestra empíricamente.

    Me gusta

    sheshonq10

    10/10/2017 at 12:25

    • Sinceramente, muchos de sus comentarios los paso por alto porque pienso que están respondidos. Pero esto de que no demuestro empíricamente algo que se plantea en el terreno del futuro supera cualquier cosa. ¿Cómo se puede demostrar empíricamente que con la independencia de Cataluña va a haber más proteccionismo, si Cataluña no se estableció todavía como país independiente?

      De hecho, lo que he planteado es que la formación de un Estado nacional independiente, PUEDE dar lugar a más proteccionismo. ¿Qué elementos tengo para decir esto, que entra en la previsión de las POSIBLES consecuencias? Pues que Cataluña saldría del euro; en el marco de fuga de capitales; sin derecho automático a los menores aranceles de la OMC; bajo el muy probable endurecimiento de las barreras comerciales (y seguramente migratorias) por parte del Estado español; en un proceso dirigido por líderes burgueses de un lado y del otro a los cuales la situación del pueblo trabajador les importa un rábano. Lo he dicho antes y lo repito: con un escenario de este tipo, ¿por qué no estoy autorizado a afirmar que la independencia PUEDE agudizar el proteccionismo y llevar a una guerra económica?

      Ahora agrego también que este simple repaso de problemas pone en cuestión la idea de “Cataluña libre”. ¿Libre de la dependencia del mercado mundial? ¿Libre del capital financiero internacional? ¿Libre de las relaciones de explotación capitalista?

      Por supuesto, los que abogan por la subordinación de la clase obrera al programa nacionalista (español o catalán), tratan de disimular estas cuestiones.

      Le gusta a 1 persona

      rolandoastarita

      10/10/2017 at 12:58

  6. Y tantos otros que critica algo que yo no he defendido, pero ya me estoy acostumbrando. Demostrar empíricamente que los estados independientes surgidos en los últimos 20 años han derivado en un proteccionismo económico y su impacto a nivel global. Esa fue la cuestión que demandé desde el principio. Las caricaturas es una buena táctica para esquivar las respuestas. Usted había afirmado que la independencia de Cataluña, en este caso, generaría un proteccionismo económico, no que “podría” en condicional. ¿A condición de qué? ¿De qué voluntad política, de qué programa económico? Son las preguntas que hice siempre. No las contestó y sigue sin contestarlas. Desde luego puede continuar perdiendo el tiempo en responder con caricaturas y dando lecciones a diestro y siniestro. Comprobaremos esto que dice en los próximos años y se retratará quien se tenga que retratar. Que le aproveche.

    Me gusta

    sheshonq10

    10/10/2017 at 13:34

    • En la primera nota sobre el independentismo catalán escribí: “… no hay razón para esperar que la independización de Catalunya dé lugar a un desarrollo cualitativamente superior de sus fuerzas productivas; o a una superación de los problemas fundamentales que padecen los explotados. Tampoco podemos esperar que, por el hecho de constituirse en nación, la burguesía catalana deje de actuar como siempre lo ha hecho toda burguesía: tratando de obtener el máximo de plusvalía de sus trabajadores. Peor todavía, la formación de pequeños Estados nacionales a lo largo y ancho de la Península Ibérica PUEDE ser un factor de mayor atraso y rivalidades”.

      ¿Entiende lo que significa “PUEDE”? ¿O está tan enceguecido por defender al nacionalismo que también esto hay que explicárselo?

      Luego escribí: “Varios pequeños mercados nacionales en competencia proteccionista no constituyen ningún porvenir venturoso (y esto sin contar los problemas derivados de la pertenencia a la zona del euro)”. Al escribir esto tenía presente lo ocurrido en Yugoslavia. Seis Estados nacionales independientes no conformaron ningún “porvenir venturoso”.

      Luego escribí: “la exaltación del nacionalismo y del particularismo no tiene nada de beneficioso para la clase obrera y el socialismo. Y en Catalunya hasta PODRÍAN (¿no se da cuenta del potencial?) generarse mayores divisiones en la clase obrera (por no hablar de la relación con los trabajadores del resto de España)”.

      En fin, es agotador tratar de clarificar algo con semejantes interlocutores.

      Me gusta

      rolandoastarita

      10/10/2017 at 13:56

  7. Nunca entendí por qué en América del sur seguimos intentando hacer que el nacionalismo funcione cuando no solo fracasó en Europa, de donde proviene, sino que además la destruyó y anuló la capacidad revolucionaria de los pueblos europeos. Aca va a pasar lo mismo. Pero nos creemos tan vivos que pensamos que los nacionalismos latinoamericanos van a funcionar como freno al imperialismo… que boludos,

    Le gusta a 1 persona

    Eliana Verretti

    10/10/2017 at 13:41

  8. Quisiera agregar que Yugoslavia surge del movimiento paneslavo del Sur, un nacionalismo, llamémoslo “amplio”, que se enfrentaba al imperio Austro-Húngaro. De hecho “Yugoslavia” significa “Eslavia del Sur”.
    Durante los años ´20 funcionó como un país unido e incluso el partido nacionalista croata se manifestaba partidario de la unión.
    El golpe de estado del rey Alejandro acabó con la convivencia y privilegió a los serbios.
    Cuando la ocupación, Hitler fomentó el nacionalismo croata.
    Lo doloroso, vista la guerra de los ´90, es que la Resistencia, tanto comunista como monárquica, actuaba en nombre de “Yugoslavia”.

    Me gusta

    santiago

    10/10/2017 at 14:03

    • Los ustacha croatas fueron tan o más salvajes que los nazis.

      Me gusta

      Lucas

      10/10/2017 at 16:50

  9. Y si no estalló el proteccionismo fue porque la independencia de Eslovenia y Croacia fue alimentada por el capitalismo europeo, que las sumó a la UE precisamente para destruir Yugoslavia.
    Por supuesto que más grave que las barreras aduaneras son las barreras humanas que llevaron a la carnicería a los trabajadores de la vieja Yugoslavia.
    Ya Djilas, por 1955, había desnudado la gran mentira del titoísmo.

    Me gusta

    santiago

    10/10/2017 at 14:06

  10. La verdad que cuesta ver lo progresista del nacionalismo. Quizás en países invadidos por potencias extranjeras podría serlo pero la verdad es que en China el Kuomintang no era demasiado progresista que digamos y el Viet Minh en indochina lo dirigían los comunistas.

    En fin, ya en la década del 20 la Comintern se dirigía a los trabajadores de América del Sur en términos de que la única forma de luchar contra el imperialismo norteamericano era luchar contra las burguesías autóctonas de sudamérica (1923) y se planteaba siempre la necesidad de desenmascarar al nacionalismo burgués allí en donde la existencia de los movimientos nacionales expresaran una tendencia a la formación de un capitalismo nacional. Hoy esa etapa está totalmente terminada. El nacionalismo de gran potencia siempre fue reaccionario así que no veo qué nacionalismo podría ser progresivo actualmente.

    Me gusta

    Lucas

    10/10/2017 at 17:00

  11. Muy bueno Rolando toda la serie de artículos que está sacando en torno a esta cuestión. Sinceramente, junto con la gente de RyR, son de los pocos en la izquierda argentina que están tomando el tema con sensatez. Resulta hasta tragicómico ver como agrupaciones y partidos que no apoyarían ni apoyan el nacionalismo en Venezuela (solo por citar un ejemplo), llenan el facebook y sus sitios de difusión con posicionamientos a favor del actual proceso en Cataluña. Dan muestra además de no conocer que el proceso está liderado por una especie de nueva derecha, similar al PRO aquí, en posición a la “vieja” derecha del PP.
    Por otra parte, quería comentarle, que a modo romanticista hay gente que trata de emparentar el intento revolucionario español 1936 con el actual proceso independentista en Cataluña, asociando “Cataluña el corazón de la revolución” con “Cataluña libre ahora”. Sería interesante ver entonces la cantidad de problemas organizativos, de unidad política y desplantes que hubo en 1936-37 al interior de las fuerzas organizativas de la clase obrera (fundamentalmente la FAI y CNT) a causa del particularismo catalán (nacionalismo, digamos, que igualmente campeaba a los trabajadores por lo bajo, a pesar de que lucharan por el socialismo). En el libro de José Peirats “Los anarquistas en la crisis política española”, se puede rastrear esto de manera bastante detallada.
    Un saludo.

    Me gusta

    Fabianitox Bexiga

    10/10/2017 at 17:38

  12. “Yo inicialmente no apoyé la independencia escocesa, por ejemplo, pero cuando luego me fue claro que no era un movimiento nacionalista, sino uno que planteaba el deseo de crear un Estado alternativo mucho más orientado a satisfacer las necesidades de la gente, y que quería abandonar las políticas de austeridad impuestas por Bretaña, por Londres, entonces pensé: Ok. Voy a apoyar esto”. Es distinto con Cataluña, porque es la parte más rica de España. Es como si estos barrios privados decidieran abandonar el resto de la ciudad para no pagar el costo.”

    David Harvey en https://marxismocritico.com/2014/12/23/el-capital-es-capital-donde-quiera-que-vaya/

    Para un marxista italiano que encuentra un paralelismo evidente entre la Liga Norte y los separatistas catalanes “realmente existentes” , ver las entradas correspondientes a este tema en el blog http://materialismostorico.blogspot.com.es

    Los muchachos de la Liga en el parlamento italiano celebrando el parentesco: http://www.lavanguardia.com/politica/20130912/54381353441/la-liga-norte-luce-la-estelada-en-el-parlamento-italiano.html

    Un artículo de Juan Laborda, un economista poskeynesiano español, que comenta la estrategia del separatismo catalán diseñada por Andreu Mas Colell y compañía , que hoy hemos verificado con la declaración de independencia en suspenso :

    http://www.vozpopuli.com/desde_la_heterodoxia/independentistas-saben-Teoria-Juegos-Rajoy_7_1070062984.html

    Para una veterana revista – y editorial – editada desde Barcelona muy critica con el separatismo catalán desde la “izquierda de la izquierda” ver : http://www.elviejotopo.com En esta editorial se han publicado libros criticos con el nacionalismo catalán desde la izquierda liberal (Félix Ovejero), hasta marxistas-leninistas (Santiago Armesilla), pasando por la monumental trilogía de Martín Alonso sobre el tema.

    Muy interesantes también los libros sobre el origen burgués del catalanismo de un marxista que enseñó en Liverpool hasta su reciente jubilación, lástima que la mayoría no hayan sido traducidos del catalán, Joan Lluís Marfany….

    Me gusta

    Karl Mill

    10/10/2017 at 18:14

    • No tan reciente, se jubiló en el 2008, Marfany…

      Me gusta

      Karl Mill

      10/10/2017 at 18:24

  13. Le voy a preguntar algo, a raíz de sus textos sobre Cataluña.
    ¿Usted cree que las revoluciones de hoy y del futuro se va a hacer puramente con trabajadores, sin la ayuda de nadie, sin pactos, coaliciones, repliegues, concediendo, haciendo determinadas cesiones etc, siempre teniendo en cuenta las condiciones histórico-concretas, la correlación de fuerzas etc?
    Y de aquí otra pregunta: ¿Ha habido en el pasado alguna Revolución exclusivamente proletaria? Si no ha sido así, es por ello que usted es un crítico de todas las que han existido.
    ¿Cómo usted concibe entonces la Revolución del futuro, me refiero en relación a la colaboración de los trabajadores (que al parecer usted los sigue viendo como el motor fundamental de dicha Revolución) con tras clases?
    Gracias

    Me gusta

    N.M.R

    11/10/2017 at 11:46

    • Respuesta a pregunta 1: No.
      Respuesta a pregunta 2: No.
      Respuesta a pregunta 3: No puedo concebir una revolución del futuro porque no conozco ese futuro (apenas conozco algo del presente y del pasado).

      Me gusta

      rolandoastarita

      11/10/2017 at 11:55

  14. Astarita
    La vida es muy bella:
    Ayer en el Parlamento de Cataluña los que abogaron por la unidad de España (la misma que defiende usted, y admito que no lo hace de mala fe, ¡faltaría más!, se lo digo sinceramente) fueron los partidos de derecha, burgueses, sus grandes enemigos y algún que otro socialdemócrata que no creo que sea su línea ni política ni teórica.
    Y el único que defendió romper ya con España, votar una República ya independiente en Cataluña, fueron las CUP (organización que es la única con la que me solidarizo yo en Cataluña, las demás organizaciones independentistas son burguesas o socialdemócratas, ninguna de las cuales me va) que debo decirle que es la única que puede militar en su línea teórica, son los únicos marxistas radicales y anticapitalistas en ese Parlamento catalán.
    Cosas de la vida: la teoría y la política por caminos diferentes.
    Le dejo a usted las conclusiones, que como siempre son muy personales.
    Antes de saludarlo, sin hipocresía alguna, le comento que no le escribo para esto para provocarlo

    Me gusta

    Ramón

    11/10/2017 at 12:43

    • Es un argumento propio de su enfoque nacionalista: si no está con “mi” nacionalismo, usted es un reaccionario de derecha, defensor del “otro” nacionalismo. Lo segrega con toda naturalidad, diríamos que es parte de su identidad. Como ya le dije alguna vez, un nacionalista nunca puede siquiera imaginar una postura contraria a la exaltación nacionalista. Por eso tampoco puedo considerar su comentario una provocación. Es su horizonte mental, y no le pido peras al olmo.
      Por último, es claro que no tengo el menor punto de contacto con el programa y la política pequeñoburguesa nacionalista y reaccionaria de la CUP.

      Le gusta a 1 persona

      rolandoastarita

      11/10/2017 at 13:54

    • Astarita le juro, y se lo digo con sinceridad, no hice el comentario para provocarle.
      En relación a los que dice “no tengo el menor punto de contacto con el programa y la política pequeñoburguesa nacionalista y reaccionaria de la CUP”
      ¿Existe alguna fuerza política en España que le satisface algo, con la cual tiene algún punto de contacto? y ¿huelga la pregunta, pero hay alguna de esas organizaciones en España que, según sus puntos de vista, adelantan a las CUP, en cuanto a su anticapitalismo, que imagino es la razón de ser ética, política e ideológica suya? Le puedo decir que soy un craso ignorante ¡y yo que pensaba que eran las CUP en España las que más se acercaban a su radicalismo Astarita!
      Y una cosa ¿usted político (si lo llegara a ser) hace lo mismo que usted teórico?
      Mi saludo como siempre

      Me gusta

      Ramón

      11/10/2017 at 14:05

    • Ya le dije que no lo considero una provocación, usted es un nacionalista sincero, su amor por la patria catalana debe de ser sincera.
      No tengo ningún punto de contacto con las fuerzas políticas españolas que conozco.

      Sobre las corrientes que se consideran anticapitalistas, ya expliqué en el blog que no todo anticapitalismo es progresivo. Hay anticapitalismos reaccionarios.
      La forma en que concebimos los marxistas la relación entre la teoría y la actividad política no la puedo desarrollar aquí. De todas maneras aclaro que es absurdo pretender, por ejemplo, que para Marx fuera lo mismo redactar El Capital que el programa de un partido obrero. Pero el programa del partido obrero tenía como fundamento la teoría de El Capital (u otros trabajos teóricos). Esta relación entre teoría y práctica política es la que, por supuesto, siempre molestó a los oportunistas (ejemplos: las críticas de los revisionistas a R. Luxemburgo; de los mencheviques a Lenin; y hay muchos otros).

      Me gusta

      rolandoastarita

      11/10/2017 at 14:41

    • Astarita a lo que yo me refiero es que vos no está de acuerdo con nadie, para usted todo el que lucha en el mundo se queda corto, un movimiento que a veces no sabemos en las difíciles condiciones que batallan para usted lucha por objetivos insuficientes. Por eso le pregunto qué si paga usted hay alguien bueno, para usted hay alguien digno no ya de admiración, sino siquiera de respeto. Y la pregunta es también para aquí en España. Imagine personas sometidas a la represión, los medios de comunicación, el hedonismo, el consumismo de pacotilla, la cultura de la banalidad, una enseñanza programada por la burguesía etc, en esas circunstancias casi nadie lucha.
      Aquellos que se lanzan para usted tampoco representan nada. Para usted hay algún luchador individual o movimiento que valga la pena, es a eso lo que me refiero.
      Saludos desde España.

      Me gusta

      Ramón

      11/10/2017 at 15:38

    • “Para usted todo el que lucha en el mundo se queda corto”. Pero mis diferencias no se deben a la “cortedad” o “longitud” de programas, proyectos de sociedad, etc, en juego. Por caso, no critico a los nacionalistas “porque se quedan cortos”. ¿Cortos en su nacionalismo? Tampoco critico a los keynesianos “porque se quedan cortos”. ¿Cortos en su política burguesa? Ni critico a los stalinistas “porque se quedaron cortos”. ¿Cortos en campos de concentración y fusilamientos de revolucionarios? Por supuesto, lo mismo se aplica a la cuestión “objetivos insuficientes”. Mi crítica al nacionalismo no es porque sea “insuficiente” en la exaltación de las divisiones nacionales.

      Por otra parte, estoy de acuerdo en luchar por cualquier objetivo mínimo que represente una mejora REAL para la clase trabajadora o los sectores oprimidos. Por ejemplo, por un aumento de salarios; por la mejora de las condiciones laborales; por la libertad de expresión; o contra una explotación colonial. El discrepar en el plano ideológico y del programa no es impedimento para la unidad por puntos concretos de lucha.

      Además, jamás dije que los que se lanzan a la lucha “no representan nada”. Un nacionalista que se lanza a la lucha representará su ideal nacional; un reformista que se lanza a la lucha representará su ideal reformista; y así de seguido. Y toda esta gente representa mucho para millones de trabajadores. Si no representaran algo, no gastaría mi tiempo en analizar sus posiciones.

      Por último, tampoco es una cuestión de “admiración”, y menos de respeto. Puedo respetar intelectual y personalmente a un keynesiano y no por ello dejar de decir lo que pienso sobre sus propuestas económicas. Puedo respetar a un trotskista y no por ello dejar de decir lo que pienso sobre su política y programa. Lo mismo se aplica a la “admiración”. Puedo admirar la valentía con la que un revolucionario lanza un foco guerrillero, pero no por eso dejaré de decir lo que pienso sobre las tácticas foquistas.

      Le gusta a 2 personas

      rolandoastarita

      11/10/2017 at 15:56

    • Astarita
      Quisiera decirle que estoy absolutamente de acuerdo con usted. TOTAL. Pero no puede negarme que las CUP tienes algunas cosas positivas, es algo que no puede negar.

      Me gusta

      Ramón

      15/10/2017 at 14:11

  15. Compañero profesor Rolando Astarita
    Si usted puede dentro de su (imagino) escaso tiempo quisiera que leyera el artículo sobre Yugoslavia “Aniversario balcánico” es del serio periodista Rafael Poch-de Feliú corresponsal del diario catalán (que no independentista) La Vanguardia en París (pero lo ha sido en Berlin, Pekín y Moscú) autor de varios libros (no los menciono porque puede verlo en la red) está en el link http://blogs.lavanguardia.com/berlin-poch/aniversario-balcanico No todo le podemos echar la culpa al nacionalismo y sobre todo en Yugoslavia. El texto es del 2010, ruego que lo lea, también a sus foristas, que usted es un privilegiado, sus foristas (quien los lea) se da cuenta que a pesar de sus acusaciones a algunos de troll, son foristas que participan con escritos de una calidad bastante buena para ser este un Blog y ellos solo actuar en calidad de foristas. Esté orgulloso de ello, sea feliz por lo mismo.
    Saludo afectuoso y cordial

    Me gusta

    Rodolfo Crespo

    11/10/2017 at 13:45

    • Nunca afirmé que “la culpa” de lo ocurrido en Yugoslavia sea del nacionalismo. Simplemente quiero mostrar los efectos de la exaltación nacionalista. La nota no pretende ser una explicación de las causas que llevaron a las guerras nacionalistas de los 90.

      Le gusta a 1 persona

      rolandoastarita

      11/10/2017 at 13:59

  16. Profe, le tengo una pregunta sobre un tema nada que ver. Recuerdo haber leído en su blog (puedo equivocarme) en una de sus tantas entradas, una mencion a un estudio que analizaba (si no recuerdo mal) la tasa de ganancia en Gran Bretaña en un cierto año. Creo que era en una de sus notas argumentando contra los conceptos marginalistas del valor (o los rendimientos decrecientes). Como verá, no recuerdo bien de qué trataba el post, y quisiera saber si le suena a algo que haya citado en el pasado. De las cosas que recuerdo, es que se estudiaba los distintos movimientos de distintos sectores económicos a nivel nacional, y que alguna consecuencia de la teoría del valor se comprobaba de manera empírica.
    ¿Le suena o lo habré leído en otra parte? ¡Gracias de antemano por leer!

    Me gusta

    Diego

    13/10/2017 at 00:10

    • Me respondo solo: me refería a “National Accounts in value terms: the social wage and the profit rate in Britain, 1950-1986” de Freeman. A ver si ahora pasado unos años lo comprendo mejor.

      Me gusta

      Diego

      15/10/2017 at 16:47

  17. buenas tardes.
    Soy catalan y sigo con atención los debates que realizan. Algunos comentarios sobre el “procés:
    * El principal partido que lleva la dirección de este proceso es el PDECAT, antigua CiU, heredera (politico-ideológica, quiero decir) de la lliga regionalista dirigida por un señor apellidado Cambó, un terrateniente que no dudó, en la segunda república, solicitar el apoyo del gobierno español para derogar una ley de la generalitat que permitia a los rabassaires (un tipo de aparcero, o sea, personas que arrendaban la tierra y pagaban un alquiler) acceder a la propiedad.
    * Este partido tiene dos sedes embargadas por un caso de corrupción. (cobraba el 3% de las obras que la generalitat sacaba a concurso a través de una fundación)
    * Este partido ha apoyado varias contrarreformas laborales contra los trabajadores realizadas por el Partido Popular (derecha conservadora) y el PSOE (social-liberales, como ellos mismos se denominan), además de contrarreformas fiscales (impuestos) que han rebajado impuestos a los capitalistas (por poner un ejemplo, el impuesto sobre la renta de las personas fisicas tiene dos tipos de gravamen uno para el trabajo con un tipo marginal máximo del 56% y otro para las rentas del capital (eufemisticamente llamado del ahorro) con un tipo marginal máximo del 27%
    * En las últimas elecciones al parlament catalán los tres grandes partidos independentistas sacaron un 48% de los votos con una abstención del 25%, que les permitía una holgada mayoría parlamentaria (se entiende en el parlamento de la comunidad autónoma, no en el central), pero… ¿Suficiente mayoría social? Dos dirigentes de estos partidos (CUP i PDECAT) dijjeron que no era suficiente…. para realizar una declaración unilateral de independencia.
    *Después de estas votaciones aprobaron dos leyes (una para realizar el referéndum y otra para separarse) en la que dijeron que si en este referéndum los síes sacaban más votos que los noes, se declaraba la independencia unilateralmente.
    * Como bien dice Astarita dos de las formaciones son, una de derecha conservadora catalana, otro de socialdemocracia (Esquerra (izquierda)Republicana de Cataluña) y, por último, la CUP, una formación anticapitalista, dirigida, también por pequeña burguesía e hijos de la “aristocracia obrera” radicalizada.
    *mi impresión es que, actualmente, se está producida una ruptura social, sobre todo en la clase trabajadora que durará años, sobre todo con la actitud supercentralista, intransigente y nacionalista del PP, que impide cualquier posibilidad de afrontar el problema de la estructuración de un estado, por lo menos, de tipo federal que reconozca, aunque sea nominalmente, las identidades nacionales de Cataluña, país vasco y galicia
    Gracias por atenderme y un abrazo

    Me gusta

    juan

    15/10/2017 at 14:05

    • Juan usted se ha “tragado” literalmente hablando lo que la burguesía dice en sus medios y lo que incluso ha dicho algún antisistema admirable como David Fernández de la CUP.
      Dice usted: En las últimas elecciones al parlament catalán los tres grandes partidos independentistas sacaron un 48% de los votos con una abstención del 25%, , que les permitía una holgada mayoría parlamentaria (se entiende en el parlamento de la comunidad autónoma, no en el central), pero… ¿Suficiente mayoría social? FIN DE CITA
      Vamos a explicarle:
      Las elecciones de 2015 en Cataluña que los independentistas las plantearon como plebiscitarias arrojaron un 48% de la población favorable a la independencia (aunque se votaba a partidos políticos no a sí se quería ser independiente o no), es decir, menor al 50% de la población, mientras obtuvieron mayoría en escaños 72 de 135 posibles.
      La burguesía española y la izquierda nacionalista del mismo color (¿es usted parte de ella o no, aunque viva en Cataluña?, porque en el Blog MUY APRECIADO POR MI, debo subrayarlo, y por eso lo pongo en mayúsculas sólo se ENFATIZA en los nacionalistas catalanes, no en los nacionalistas españoles) se aferran a que en los datos anteriores debe prevalecer el por ciento de población sobre el por ciento de escaños. Le pregunto a usted, y le adelanto que soy español (no nacionalista, que aquí en territorio español somos minoría) no soy catalán, que conste: ¿por qué no hacer este mismo razonamiento para cualquiera de las elecciones generales en España? Para citarle un ejemplo, el más reciente, en las elecciones generales del 2011, el Partido Popular obtuvo mayoría absoluta en escaños (186 de 350) mientras que de los ciudadanos que fueron a votar lo hicieron SOLAMENTE por dicho partido el 44,63%. ¿POR QUÉ ENTONCES LO QUE HIZO EL PARTIDO POPULAR DURANTE TODO SU MANDATO ANTERIOR (2011-2015) ES LEGÍTIMO, MIENTRAS QUE LO QUE HACEN AHORA CON SUS MAYORÍAS LOS INDEPENDETISTAS EN CATALUÑA NO LO ES, PESE A QUE GOZAN DE UN 4% MÁS DE ELECTORADO DEL QUE TUVO EL PARTIDO POPULAR EN EL PERIODO DE GOBIERNO MENCIONADO?. Me pudiera contestar esto. Le subrayo que este análisis SÓLO se inscribe en el tema de la LEGITIMIDAD que usted tanto remarca, algo que remarcan todos los medios burgueses de ese nacionalismo español de viejo imperio herido que no lo ha perdido todavía. La abstención en dichas elecciones fueron del 31% (más que en las que usted y la burguesía española refiere para Cataluña en el periodo que menciona). Pero sí tomamos que de cada 100 ciudadanos con derecho al voto en España en 2011, SÓLO votaron por Rajoy 32 ciudadanos, a pesar de lo cual gobernó con mayoría absoluta, como le he dicho, y como se hace SIEMPRE en estos casos: A GOLPE DE DECRETOS LEYES: ¡32 ciudadanos imponiendo su voluntad a 68, QUE MARAVILLOSA DEMOCRACIA! , por eso ha sido la legislatura que más protestas populares de todo tipo han tenido lugar en España. ¿Usted no es capaz de ver esto? Por favor, este es un Blog que considero de izquierda para que haya personas amplificando aquí las legitimidades que la burguesía española no tiene. Y no le hablo de la actual legislatura donde el Rajoy es más ilegítimo que los nacionalistas independentistas catalanes
      ¡Y para colmo!, fue al final de ese periodo 2011-2015 cuando el Partido Popular (previendo que jamás tendría una mayoría absoluta que le permitiera disponer a su antojo de CORTIJO ESPAÑA) aprobó la reforma del Tribunal Constitucional que permite suspender a quienes incumplan sus resoluciones, éste es el mismo tribunal que la burguesía española utiliza como caballo de batalla contra los independentistas catalanes, y OJO contra todo el que ose ponerse en frente de dicha burguesía, así que es un aviso para los navegantes de izquierda nacionalistas españoles como su burguesía, que son PRIMERO españoles y SOLO DESPUÉS de izquierda. Es bueno remarcar que ni en España ni en parte alguna hay separación de poderes, en el sistema capitalista (y no hay nadie en este planeta fuera de él) todos los poderes son PODERES DEL CAPITAL que, como es lógico, está repartido entre las distintas facciones de la burguesía que, unas veces más otras veces menos, en unos momentos con más intensidad y en otros menos, se enfrentan entre ellas tratando de reajustar el siempre en movimiento equilibrio en su correlación de fuerzas , dando la apariencia, SÓLO LA APARIENCIA, de separación de poderes, se lo digo Juan para que tampoco se “trague” ésta otra máxima burguesa.

      Finalmente, algo para que usted ni nadie jamás se “trague” tampoco. Entre la izquierda merodea por ahí el hecho de que si resultado de un referéndum en Cataluña que legitime una declaración de independencia de esta región autónoma del resto de España no alcanza por lo menos el 55% los votos a favor del SÍ para “legitimar” la independencia esta NO ES VÁLIDA. Esto fue algo que dijo en su día David Fernández (uno de los líderes de la CUP) y que la izquierda española ha hecho de la frase una de sus banderas. Resulta Juan que, para que Cataluña pueda independizarse de España harían falta por lo menos el 55% de los votos, mientras que para mantenerse en España, por lo que se desprende, bastaría el 50,01%. ¡Defender esto no es sólo ir en contra de las reglas de la matemática (la misma que utiliza la democracia burguesa en todas partes) sino una ofensa a la inteligencia humana!
      Disculpad la extensión, pero cuando de legitimidades (democrático burguesas) se trate los independentistas catalanes del signo que sean cuentan con MÁS LEGITIMIDAD que sus pares españoles también del color que sean. Es una serte que al menos la matemática no es una ciencia política que impida ver el bosque tras los árboles.
      Saludos a Astarita

      Me gusta

      N. M. R.

      20/10/2017 at 07:31

  18. Quisiera añadir algunas cuestiones, si me permiten:
    *Un dirigente de la CUP dijo públicamente que no olvidarían a los que no han apoyado el movimiento independentista (creo que se refería a los comunes, un nuevo partido en formacion), añadiendo que Roma no pagará a los traidores. El problema de la CUP es su exacerbado nacionalismo, que le impide penetrar en el cinturon industrial de Barcelona, por desgracia en manos electorales de Ciudadanos (nuevo partido, apéndice del PP), el PP y el PSOE (cada día menos) dándome la impresión de que solo han visto un obrero cuando viene la señora de la limpieza a su casa (al menos, sus dirigentes)
    *Otro ejemplo de sus actuaciones se produjo este verano cuando pararon un bus turístico, obligaron a salir a los turistas y lo llenaron de pintadas contra el turismo y después pincharon ruedas de unas bicicletas que se alquilan para turistas. ¿Se han puesto a pensar estas personas la cantidad de obreros que trabajan gracias al turismo?
    * PP y PSOE han sido, hasta ahora, los partidos (como el liberal y el conservador de finales y principios de los siglos XIX y XX) del régimen surgido de la transición (o transacción) del 78, fieles guardianes de los intereses del capital y que, a nivel territorial, han defendido con uñas y dientes el sistema autonomista (incluyendo la sacrosanta unidad de España) que, hoy, hace aguas.
    *He añadido estos comentarios para que nadie me diga que soy nacionalista español y, mucho menos, defiendo los intereses del capital, pero que me gustaría, aunque seguramente yo no lo veré, una república catalana dentro de otra española (de corte federal)
    Gracias por atenderme.

    Me gusta

    juan

    15/10/2017 at 14:31

    • El cinturón industrial que usted menciona le vota en bloque a Cuidadanos, el actual partido burgués nacionalista español que más está a favor de Rajoy, no se entusiasme mucho con esos obreros “rojos”, que su conciencia de “clase proletaria” SÓLO le alcanza para ni siquiera pedir aumentos de salario, sino “ajustarse” para que esas fábricas que hay en ese semicírculo alrededor de la ciudad de Barcelona, que no son españolas, sino en su inmensa mayoría deslocalizadas de otros países capitalistas más desarrollados (Alemania, Freancia, EE UU, Inglaterra, Suecia etc) y que si esos “obreros” no se bajan los pantalones y aceptan los mandatos del capital, amenazan con irse de la misma forma y por las mismas causas que han venido. No se “trague” hombre tampoco las grandes cosas que se dicen de tal cinturón industrial ni las grandes esperanzas que algunos mantienen en el mismo.
      Gracias a Astarita por permitirme participar

      Me gusta

      N. M. R.

      20/10/2017 at 07:41

    • Juan veo que usted dice que los jóvenes de las CUP “este verano cuando pararon un bus turístico, obligaron a salir a los turistas y lo llenaron de pintadas contra el turismo y después pincharon ruedas de unas bicicletas que se alquilan para turistas. ¿Se han puesto a pensar estas personas la cantidad de obreros que trabajan gracias al turismo?”
      El turismo: el año 2016 vinieron 75,3 millones de turistas, para un 9,9% de crecimiento. Si seguimos creciendo “sosteniblemente” a sólo el 3% y no ¡casi al 10 como el año pasado! (lo menos que despacha cualquier economista del PP, del PSOE o incluso de bastante gente de Podemos) en 100 años de sostenido desarrollo sostenible, estaríamos recibiendo a unos 1.000 millones de turistas. Le caben los 1.000 millones en nuestro país? ¿O piensa, como dicen algunos ingenuos analfabetos, que lo podemos hacer con crecimiento sostenible sostenible siguiendo con los 80 millones de este año 2017, pero que cada año consuman un 3% más para que vaya todo bien y en 2115 que consuman matemáticamente 18 veces más, como si eso fuese más sostenible. ¿Cuándo nos vamos a dar cuenta de que nos estamos golpeando contra el techo de los recursos, aunque este mundo esté lleno de rompetechos que no se dan cuenta de que el techo es un mundo limitado y finito? Oponga razones concretas, si cree que no he razonado lo suficiente. Nos estamos jugando el futuro de la Humanidad, y no hay mucho tiempo. Deje de ser “civilizado”, “serio” y “responsable” al estilo de la propaganda actual del PP y empiece a pensar como los “salvajes” indios iroqueses, que antes de dar cualquier paso en la Naturaleza en cualquier dirección, pensaban cómo podría afectar el mismo a la séptima generación de sus descendientes. Deje de pensar de una vez en puestos de trabajo que no es eso.
      La comunidad autónoma con más turistas en 2016 es Cataluña con 17 millones de visitantes, un 3,8% más. Por detrás, le siguen Baleares con 12,9 millones de turistas (+12%) y Canarias con 12 millones de visitantes (+12,7%). Juan Canarias creciendo al al 12,7% y allí el paro no baja, ¿qué cuentos me esta usted haciendo? ¿a quién beneficia todo ese crecimiento? Barcelona está a punto de ser una ciudad en su centro invivible.
      Agradecería me dijese si considera sostenible seguir produciendo a plena capacidad los 3 millones de vehículos privados de pasajeros al año que es la capacidad fabril de España (sean de combustión interna o eléctricos; da igual) y si cree que se puede seguir creciendo en esa industria al 3% anual. Y si ha calculado cómo estaría España 100 años más tarde. Los 23 millones de vehículos privados que hoy circulan por España se convertirían matemáticamente hablando en unos 350 millones de vehículos circulando. ¿Es eso sostenible? ¿Cuándo diremos basta a esta aberración, por muchos empleos que teóricamente se pierdan en el sector?
      Le pongo otro ejemplo: en la empresa donde trabajo tenemos un salario fijo, pero por crecer en relación al año anterior siempre nos dan una prima (que es una pequeña e ínfima parte que se deduce de ese crecimiento), pero al año siguiente si no creces no solo va alguien para la calle (PIB ya sabe, es igual a X número de trabajadores), sino que no te dan prima alguna, pese a que has trabajado igual que el año anterior donde por haber crecido (y gastado más fuerzas físicas y mentales) te pagaron más, es decir año tras año, crezcas o no crezcas siempre el pago de la fuerza de trabajo (utilizando el aparto categorial de Marx) nunca llega a su valor, porque solo el pago de primas afecta al año en curso no a los anteriores, plusvalía absoluta se llama eso, explotación incrementada.
      No me venga con cuentos hombre de que los jóvenes de las CUP son unos locos o unos descelebrados, esos jóvenes están, con sus acciones al turismo, dándole donde más le duele al capitalismo que es en su propia savia: la acumulación incesante de capital, por eso el odio que generan en los medios de comunicación propiedad, como todo, del capital; por eso le decía a Astarita el otro día que las CUP se acercan más al anticapitalismo que nadie en España. Estoy de acuerdo con Astarita que son reformistas, pero ¿y todas las demás fuerzas políticas que son?
      Un saludo

      Me gusta

      Ramón

      20/10/2017 at 17:41

  19. perdonen, un último apunte: El señor Cambó apoyó el golpe de Estado de 1936 contra la república.

    Me gusta

    juan

    15/10/2017 at 14:38


Dejá tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: